Thursday, December 22, 2016

Debate sobre el salario mínimo

REFLEXIONES LIBERTARIAS
Ricardo Valenzuela 
Image result for cattle ranches in colorado 
Estimado Chico:

Te dirijo este escrito porque yo te considero, al igual que mi comadre Norma y Enrique Zavala, de los pocos luchadores honestos y valientes que moran en nuestro estado y, por ello, los admiro y respeto. Además, ustedes también ya causan opinión al trasmitir ideas a las masas que los revolucionarios han dejado cerebralmente occisas para luego manejarlas a su antojo, y eso, es una grave responsabilidad.

Sin pretender iniciar una controversia, me quiero referir a tu escrito del dia 11 de este mes en El Imparcial. Respetuosamente desacuerdo en casi su totalidad cuando estableces el argumento de un aumento, por decreto, de salarios como la solución para infinidad de problemas del país.



La competencia perfecta es un concepto obsoleto y por ello, los economistas ya no lo usamos. Se estructuraba con las ideas de un mercado “afinado” en el cual los gobiernos actuaban como mecánicos y así, oferta y demanda marcharían en una armoniosa danza para encontrarse en esa parte de la curva como dos enamorados y, de esa forma, no habría sobrantes ni faltantes, inflación, deflación etc, para vivir eternamente en un romance económico de novela.

Sin embargo, los economistas no contaban con hombres como Bill Gates “creando” nuevas necesidades para de esa forma destruir ese equilibrio. Hace unos 20 años ¿Quién necesitaba una computadora? Estos hombres, a base de innovaciones, le daban vida a la nueva teoría del Supply-Side (el lado de la oferta) la cual nos dice: la oferta crea su propia demanda. Ello rompía con las tradicionales ideas keynesianas que afirmaban lo contrario: la demanda promueve la oferta, por lo cual, la receta era el aumentar los gastos del gobierno, los salarios a base de legislación, emisión de moneda etc. y ya vimos lo que sucedió: Stagflación, Euroesclerosis y el Echeverriato.

Cito de tu artículo:

“Si ahora observamos a uno de esos mexicanos, digamos Joaquín Murrieta, e investigamos qué tiene de diferente esa persona estando aquí o allá, la respuesta es: Ninguna, es el mismo individuo, pero con oportunidades frente a él. La gran diferencia la hace su entorno. Allá encuentra trabajo, pero fundamentalmente le pagan bien, o mucho mejor, al menos por hacerlo.”

 Coincido con tu enunciado pero ello no es consecuencia de legislación. Es consecuencia de la competencia en un mercado “más libre” que el de Mexico. Los sueldos en los EU como los precios, son fijados por esa ley de oferta y demanda libres. El secreto del plan de recuperación de Reagan fue ese; al recortar los impuestos la gente y las empresas tenían más dinero y por ello, las empresas presionaban sus departamentos de investigación y desarrollo creando nuevos productos …..y la demanda ya esperaba.

El peor enemigo de los trabajadores es el salario mínimo. Ej. Yo tengo un changarro y ocupo 5 gentes pagando un salario mínimo de $5 dólares. Si el gobierno “ordena” que el salario se aumente a $7 dólares. Lo primero que hago es despedir a dos, puesto que mi negocio no lo aguanta. Entonces, hay ahora dos gentes sin empleo, sin consumir, sin pagar impuestos. Mientras que si el gobierno desapareciera del mercado laboral decretando que cada quien pague el salario que pueda. Yo además de lo 5 empleados que ya tengo, contrato 5 mas pero pagándoles solo $4 dólares la hora, que es lo que mi negocio permite.

Son 5 gentes que no tenían trabajo y ahora lo tienen, ahora consumen, pagan impuestos etc., el mercado frente a mi changarro gana 5 nuevos clientes, le aumentan las ventas, las ganancias, compra más a sus proveedores y necesita mas empleados. Uno de mis nuevos trabajadores llega a ese comercio y el gerente le pregunta; ¿cuanto te paga Valenzuela? $4 dólares, responde. El gerente le ofrece $6 y me lo quita. En ese momento empieza a funcionar el mercado laboral elástico que promueva la competencia y el aumento de los sueldos de forma natural.

Los salarios reales jamás van a aumentar a base de legislación. El aumento se dará cuando en México haya un crecimiento económico que provoque demanda de más y mejor mano de obra, para que las empresas compitan por ella. Y ese crecimiento económico solo se dará cuando el gobierno se retire de todos los mercados, incluyendo el laboral, para que sean los propios mercados los que decidan, a través de los precios, la forma que se llevan a cabo las asignaciones de trabajo, capital y demás medios de producción.

Otro grave problema cuando se decreta un aumento de salarios vía legislación, son los “empresarios” que de inmediato lo repercuten en los precios de sus productos y se inicia la espiral. Hay otros que por el aumento decretado se van a la quiebra, y ello produce que la oferta de esos productos ya no acuda al mercado, con la consiguiente presión sobre los precios en esa determinada actividad.

A los verdaderos empresarios—que hay muy pocos—no les conviene que los salarios de los trabajadores sean bajos. Es el poder de compra para los productos que ellos ofertan. Si en mi changarro tengo 200 clientes con un ingreso de $2, 000,000 de pesos, a mi me convendría mucho mas el que su ingreso fuera de $20, 000,000 puesto que es el potencial de mis ventas. De esa forma el crecimiento del ingreso se dará producto de la competencia no de legislaciones, y si ello lleva a que yo deba de pagar a mis empleados $10 dólares la hora, so be it como dicen los gringos, puesto que todos ganamos.

Las salarios, como todos los precios, deben ser fijados por oferta y demanda, y si el mercado no demanda con fuerza ese trabajo, el precio se mantendrá bajo a pesar de las toneladas de legislación que les arrimen promoviendo situaciones artificiales puesto que, no hay ley mágica que sustituya a La Acción Humana de los participantes en el mercado.

La falta de oferta de trabajadores en los EU ha provocado el que un obrero en una planta en Detroit gane $35 dólares la hora. ¿Por qué piensas empresas emigran a China o la India? El día que los gobiernos quieran resolver esos problemas, que abran la frontera a los trabajadores mexicanos y esa oferta de mano de obra, nivelará los salarios en EU y los “empresarios mexicanos” se quedarán sin esclavos, por lo que deberían entonces ofrecer condiciones de competencia para retenerlos.

Lo que México necesita es menos gobierno y más sociedad civil. No debemos darle mas poder a ese inepto y corrupto ente que llamamos gobierno. Lo que México necesita es un encuentro con la realidad de los mercados que tanto hemos evadido, y una economía sin mercado, está condenada a morir lentamente. Y el mercado somos nosotros. Son los miembros de la sociedad intercambiando bienes y servicios a través del sistema de precios regidos por oferta y demanda en un orden natural, no por el gobierno.

 El verdadero aumento de salarios es el resultado de producción, creación de riqueza, crecimiento, competencia y no decretos del gobierno. Y la creación de riqueza con crecimiento económico justo, sólo se da en un ambiente de libertad que brinde oportunidad para todos.


Mexico en una lista de setenta países, ocupa el lugar #58 en la clasificación de libertades económicas del mundo, pero ocupa el #2 en endeudamiento, el #4 en agresores del medio ambiente y, el #1 en cuanto carga por el pago del servicio de esa deuda. Amén.
Post a Comment