Tuesday, November 15, 2016

Advierten que triunfo de Trump podría afectar regreso de la carne argentina al mercado de EE.UU


(El Tribuno)
La apertura del mercado estadounidense a la carne argentina era un tema en el que el gobierno de Macri había avanzado con la administración de Obama y que probablemente sea revisado por la gestión de Donald Trump. (El Tribuno)
Las adelantadas gestiones del gobierno de Mauricio Macri para que la carne argentina entre nuevamente al mercado estadounidense tras 15 años, podrían ser frenadas por la gestión del presidente electo de los Estados Unidos, Donald Trump.
De esta forma opina el experto en comercio internacional de think tank Peterson Institute for International Economics, Cullen Hendrix, quien advirtió en una entrevista al diario La Nación que el efecto de la política económica de republicano será “severo” sobre la Argentina, en términos de encarecimiento del financiamiento y de acceso a los mercados.


Hendrix dijo que el triunfo de Trump “mató” la posibilidad de avanzar en el acuerdo de libre comercio del transpacífico (TPP por sus siglas en inglés) y, por lo tanto, eso demorará el regreso de la carne argentina a los Estados Unidos.
El TPP involucra a doce países que representan el 40 % del PBI mundial: Brunéi, Chile, Nueva Zelanda, Singapur, Australia, Canadá, Estados Unidos, Japón, Malasia, México, Perú y Vietnam.
“Argentina tal vez sea una víctima de la caída del proyecto del TPP. Los exportadores de carne de Estados Unidos estaban esperando grandes ganancias en términos del acceso al mercado de Asia, lo que ayudaba a compensar las preocupaciones en torno del regreso de las importaciones de Argentina y Brasil. Si esas ganancias desaparecen por las trabas al TPP, esperaría más oposición doméstica a las importaciones argentinas a los Estados Unidos”, dijo Hendrix.
El experto explicó que el proteccionismo y una desaceleración de Estados Unidos suprimiría la demanda en ese país por bienes argentinos. “Este efecto puede compensarse con un dólar más débil, lo que haría subir el precio de las materias primas, pero las presiones inflacionarias en los Estados Unidos llevarán a mayores tasas de interés y mayor costo del financiamiento para las economías emergentes”, detalló Hendrix.
A juicio de Hendrix el acuerdo TPP “está muerto”. “Armar una coalición en torno del TPP requeriría un delicado equilibrio bajo circunstancias de mucha dificultad”, señaló.
En octubre el gobierno de Macri anunció que entre el 28 de este mes y el 10 de diciembre llegará a Argentina una comitiva del Departamento de Agricultura de Estados Unidos para aprobar la exportación de carne argentina al país del norte.
Se espera que funcionarios estadounidenses participen en la fiscalización de plantas de producción, como trámite previo a la confirmación del ingreso de cortes vacunos el año próximo a EE.UU.

Estados Unidos, uno de los mayores compradores de carne vacuna en el mundo, cerró su mercado a la importación desde Argentina en el 2001 por un brote de fiebre aftosa. El año pasado Argentina obtuvo un fallo en la Organización Mundial de Comercio (OMC) que le dio la razón en los reclamos por las trabas impuestas por EE.UU. al ingreso de su carne.
Macri, quien durante la campaña presidencial de Estados Unidos apoyó abiertamente la candidatura de la demócrata Hillary Clinton, se vio obligado a replantearse el futuro de la relación bilateral con el triunfo de Trump. Es larga la lista de temas que pueden verse afectados y en los cuales se había avanzado con la administración de Barack Obama.
En un intento de acercamiento, este lunes Macri llamó al presidente electo con el que sostuvo una conversación de 15 minutos. Trump prometió a Macri que Argentina y los Estados Unidos tendrían “la mejor relación bilateral de su historia”, y Macri le dijo que espera verlo en Buenos Aires durante la Cumbre del G-20, que se realizará en esta ciudad en 2018.
La conversación telefónica entre ambos fue alentadora, de acuerdo a los términos en la que se desarrolló, pero queda mucho camino por recorrer tomando en cuenta que Trump ni siquiera ha comenzado a gobernar.
Post a Comment